Seguidores

martes, 19 de febrero de 2013

la poseída

WHO?
La semana pasada estaba como poseída. Poseída por el espíritu malo de no quererme ni un poco. Poseída por la bully esa que vive en mi y que quiere chuparme vampirescamente todas las (pocas) ganas de vivir que todavía tengo.

Antes la tenía dibujada frente a mi, en mi oficina, esa misma que esta a un lado de mis escritos.

Se supone que debo trabajar en tenerle (me) compasión porque la pobre no es bully por gracia sino por desgracia.

Me cae tan mal que la quité de alli. Prefiero enterrarla que tener que quererla.

El caso de todas maneras es que la semana pasada me tenía poseída y yo no veía la salida por ningún lado.

Y se entiende, poruqe si uno la mira fijamente se da cuenta que la bully no camina sino que se queda detenida impávida y consumida mientras se muere lentamente.

Me di cuenta de que no se trata tampoco de destruir a la bully poruqe la bully es parte de lo que yo soy, y sin embargo la odio tanto que al final termino consumiéndome en ese odio yo tambien.

Yo consumida por mi misma.

Sin la distancia entre lo que soy y lo que he sido y lo que puedo todavia ser.

La bully que tengo dentro no tiene distancias ni tiempo y no entiende nada la pobre.

Claudia dice que es mi disociación y el intento de esa parte de mi de tomar posesion de lo que soy. Que no se puede tener enterrado a nadie dentro porque tarde o temprano acaba por salir.

Pero yo no tengo ni idea de cómo hacer para quererla o dejarla salir sin dejar que su odio y su rabia me consuman en el intento.

8 comentarios:

Anónimo dijo...

Intenta que se vaya... Eso quizá pueda dejar de formar parte de ti. Yo estoy en el intento aunque es difícil, no te voy a engañar.
¿sabes? Eres preciosa. Acabo de ver tu foto y lo eres.

Lua

Emilia dijo...

Hay partes de nosotras mismas que no soportamos y a menos que cambie o nuestra tolerancia se amplie, supongo que será así por mucho tiempo. Imagino que no es cuestión de quererse, sino de saber convivir con lo bueno y con lo malo. Levantarse y saber que a lo mejor somos más de lo que esa vocecita dice que somos. ¿Un equilibrio tal vez? Besos

Adriana dijo...

Lua, bueno eso lo conversare hoy con mi sicologa si hay que espantarla, quererla o asesinarla :)

gracias por lo de linda, seguro que tu tambien eres preciosa

Adriana dijo...

Emilia, totalmente de acuerdo el problema es cuando la vocecita se hace vocesota y nos corroe por dentro y por fuera. Aprendr a convivir suena bien :)

Ápeiron dijo...

Yo tengo a Parche, que no sé si me mata o me cuida o hace las dos cosas, no puedo pasar más de 30 segundos en el espejo que me susurra "Mira esa bestia horrible" no sé como en realidad me veo, la verdad que mi psicóloga dice que me distorsiono demasiado, anda a saber cual es la verdad, capaz que la verdadera yo es ese monstruo...


Y como hacemos para dejarlos ir? no sé, no hay ninguna orden de restricción que pueda alejar a estos tipejos que viven cerca nuestro todos los días.

Adriana dijo...

Apeiron talvez todos tenemos un monstruo dentro, y hay como dicen arriba que aprender a convivir con el...


besitos

Sullen dijo...

Querida Adri, necesitas un exorcismo de ti misma.

Adriana dijo...

Sullen: eso mismo pienso yo :)